Prelados llaman a fortalecer la familia

316
Miles de personas dieron ayer un paso por la familia dominicana, proclamando por toda la avenida George Washington la importancia del amor, los valores, la confianza, comunicación, paz, fe, el respeto y la responsabilidad.
Una actividad similar se celebró en Santiago donde se concentraron miles de personas para proclamar la defensa de la familia.
En la sexta versión de “Un paso por mi familia” de la Capital se dijo no al aborto, a la violencia, a los feminicidios y a cualquier ideología que vaya en detrimento de la sociedad.
La caminata, organizada por la Arquidiócesis de Santo Domingo, se inició a las 9:00 de la mañana, encabezada por los obispos auxiliares Ramón Benito Ángeles y Faustino Burgos, así como el padre Catalino Tejada, de la Vicaria Episcopal de la Pastoral Familia y Vida.
Con pancartas en manos llamando a la unidad familiar, los feligreses caminaron por todo el Malecón, desde la Abraham Lincoln hasta el parque Eugenio María de Hostos, donde se celebró una eucaristía oficiada por monseñor Faustino Burgos, en representación del arzobispo, Francisco Ozoria Acosta.
Llamado 
Monseñor Burgos lamentó que la familia hoy se ve amenazada por ideologías peregrinas que la quieren destruir, como la inmoralidad, el adulterio y el aborto. “Hoy día tenemos muchas realidades que bombardean y atacan nuestra familia”, agregó.  Al hablar ante los miles de feligreses que se concentraron en el parque durante la misa, manifestó que si no hay familia estable, no habrá una sociedad, ni nación sólida.

“Todo este ambiente que vive el mundo de hoy es porque se lacera a la familia y se quiere destruir a esta institución, por eso, este paso por la familia es un llamado a la conciencia por nuestro deber, obligación como hijos e hijas de Dios para impulsar esos valores de perdón, ternura y concordia”, manifestó.