El presidente de la Conferencia del Episcopado y Arzobispo Metropolitano de Santiago, monseñor Freddy de Jesús Bretón, criticó los altos niveles de delincuencia y violencia que afectan la sociedad dominicana, situación que a su entender la tienen descalabrada.

Bretón habló en la eucaristía por motivo de la celebración del día de Corpus Christi, evento que fue masivamente celebrado por miles de creyentes de la fe católica, en el estadio Cibao.

«Una sociedad bastante descalabrada, como está, está bastante descalabrada, porque no nos vamos a poner aquí negativos, pero cuando uno hace así y encuentra números de feminicidios o de asalto o de muertes. ¿Quiere decir que algo está pasando?, y no será que la gente está cada día buscando más de Dios, probablemente sea que se han olvidado de Dios y el que se olvida de Dios, ni siquiera entiende la dignidad del ser humano», sostuvo monseñor.

Agregó que, si no se entiende la dignidad del ser humano, es imposible de respetar, y por eso se cometen asaltos, o se hieren de bala a personas.

En ese sentido señaló que uno de los propósitos de la celebración de la Eucaristía en este jueves Corpus, en cual se contempla vivamente la fe de Jesucristo, es que ese mensaje pueda llegar y lograr un cambio en la sociedad.

«Entonces yo diría que si nos trabaja a nosotros algo le llega a la sociedad, porque miembros de la sociedad somos y si mejoramos nosotros una partecita de la sociedad tiene que mejorar, pero deberíamos ir más lejos todavía. Entonces ver cómo se inyectan esos valores como un suero como una vitamina fuerte para la sociedad», dijo Freddy Bretón.

Sobre el proceso electoral venidero, lo calificó como, «una desgracia en este país».

El prelado católico opinó sobre el proceso electoral venidero, y lo calificó como una desgracia, por los hechos de sangre y de muerte que se han registrado anteriormente.

Señaló que no se puede estar en vilo, cada vez que haya elecciones, por lo que apela a las oraciones al altísimo para que haya armonía, y que se realicen en democracia y en condiciones de un pueblo civilizado.

«Ya no falta mucho para las elecciones y las elecciones son una desgracia en este país, tendremos que pedirle hoy al santísimo y orar nosotros especialmente para que el señor nos ayude a caminar civilizadamente respetándonos y participando en los procesos democráticos como gente civilizada», indicó el religioso.